31 José de Anchieta. Primer Mariológico español. Texto latino de sus poemas mariológicos

31,00

 FORNELL, José María

ISBN: 84-921632-2-4  
Fecha de publicación: 1997
567 págs. 
Dimensiones: 170 x 240 mm. 
Peso: 1097 g 
Tapa Blanda
Materias: Teología  

Descripción

El 9 de junio de este año 1997 se cumple el cuarto centenario de la muerte en RERITIBA (hoy Ciudad Anchieta) en la Capitanía (hoy Estado Federal) de Espíritu Santo, del Beato José de Anchieta, S.J., llamado Apóstol del Brasil.
José de Anchieta nació en La Laguna (Tenerife) el día 19 de marzo de 1534. Hubiera pertenecido, pues, por nacimiento, a nuestra Provincia Bética de la Compañía de Jesús.
-Por esta razón queremos unimos los jesuitas del sur de España a los del Brasil en la celebraciones centenarias anchietanas que están preparando ellos desde hace años. Y lo hacemos hoy con la publicación de la obra literaria y teológica más importante del Padre Anchieta: el Poema «DE BEATA VIRGINE DEI MATRE MARIA», cuidadosamente traducido y comentado por José María Fornell.
Ya en 1992, también en Granada, con el título de «EL PRIMER POEMA ÉPICO DE AMÉRICA», publicamos el «DE GESTIS MENDI DE SAA», que escribió en 1561 el entonces estudiante jesuita José de Anchieta por orden de su Superior Provincial y Fundador de la Misión del Brasil, Padre Manuel de Nóbrega. Fue con motivo del V Centenario. de la Evangelización de América.
Cuando el Episcopado Brasileño, corporativamente, suplicó a S.S. Pablo VI la beatificación del V.P. José de Anchieta, le instó el Papa a que, previamente, se hiciera una edición de las Obras Completas, en su mayoría inéditas, del misionero tinerfeño.
Esta tarea la asumieron gustosamente los jesuitas del Brasil bajo la dirección de los Padres Murillo Moutinho, Armando Cardoso y Hélio Abranches Viotti, que ya llevaban años estudiando concienzudamente esa ingente obra literaria.
El Gobierno Brasileño, que en 1965 había declarado el 9 de junio como DIA NACIONAL DE ANCHIETA, secundó la iniciativa de Pablo VI con el Decreto 158 de 12 de marzo de 1979 del Ministerio de Educación y Cultura, en cuyo artículo 4° se lee: «Organizar edücaçao crítica do MONUMENTA ANCHIETANA, Obras Completas».
Más recientemente, al formarse la Comisión Preparatoria del 4° centenario de la muerte de Anchieta, el Ministerio de Educación del Brasil dio otro Decreto (nº 705 de 29 de septiembre de 1986), declarando al ya Beato José de Anchieta «Patrono do Profesorado Brasileiro e Fundador da Literatura e do Teatro Brasileiros».
La edición brasileña de MONUMENTA ANCHIETANA ya está completa, como consta en la BIBLIOGRAFIA de este libro. En ella se recoge un verdadero tesoro literario y científico transmitido en cuatro lenguas: latín, portugués, castellano y tupí-guaraní. Caso quizás único en la Literatura Universal.
En esa Obra Literaria cabe destacar la primera Gramática TupíGuaraní de la América Atlántica que, con sus léxicos, catecismos, poesías y canciones, facilitó eficazmente la evangelización de los indios brasileños, y años después la de los del Paraguay, cuando el Padre José de Anchieta, en 1586, siendo Superior Provincial del Brasil, envió a la nación hermana los primeros misioneros que habían de formar el núcleo original de las futuras famosísimas reducciones.
Cuando el lector atento empiece a gustar este poema lírico -bellísimo y completo tratado mariológico-, sobre todo si lo hace en su original latino, comprenderá la alta estima en que fue tenido el Apóstol del Brasil y taumaturgo del Nuevo Mundo en toda Europa durante todo el siglo XVII.
El Poema «DE BEATA VIRGINE DEI MATRE MARIA» no fue editado hasta 1663, un siglo después de su composición. Y no en libro aparte, sino como Apéndice a la «Crónica de la Compañía de Jesús en el Estado del Brasil>>, escrita por el Padre Simón de Vasconcelos.
Sin embargo circuló en numerosas copias manuscritas durante la segunda mitad del siglo XVI y primera del XVII, no sólo en la Provincia del Brasil, sino también en los Colegios de la Compañía de Jesús de fa vieja Europa. Varias de estas copias las hizo el mismo Anchieta, antes de recibir las órdenes sagradas, a lo largo de sus trece· años de Magisterio. La letra clara y limpia que aparece en sus firmas como testigo en la escribanía de su padre, desde los doce años de edad, la conservó hasta el Auto Sacramental de la Visitación de María a Isabel, que escribió en su lecho de muerte, y cuyo texto original autógrafo se conserva en el Archivo Romano de la Compañía de Jesús.
La existencia de uno de estos manuscritos, autógrafo tal vez, en la Biblioteca del Colegio Romano, la podemos rastrear a través de un testimonio singular. El del Padre Juan Eusebio Nieremberg: en «Ideas de virtud en algunos claros varones de la Compañía de Jesús» (Madrid 1643-164 7) aparece la « Vida del nuevo Taumaturgo Padre Joseph de Anchieta» (I, pp. 513-557). El Padre Nieremberg tennina su biografía con estas palabras: «Del cual fue muy devoto, y se encomendaba a él, el Angélico y santísimo Hermano Juan Berchmans».
Sabemos por otras referencias que San Juan Berchmans, a la hora de su muerte, pidió que incluyeran al Padre Anchieta en la Letanía de los Santos que le recitaban en aquellos momentos. Parece lógico deducir, por estos y otros indicios, que el santo y estudioso Hennano Berchmans había leído y meditado con santa fruición este libro sublime que tiene el lector en sus manos; el Poema «DE BEATA VIRGINE DEI MATRE MARIA».
La lectura de esta Mariología mística, cuyos valores teológicos se destacan en la Introducción de este libro, despertará en el lector, como en San Juan Berchmans, una profunda veneración por su autor, a quien Juan Pablo II declaró Beato el 22 de junio de 1980.
El mismo Sumo Pontífice ha expresado su decisión de visitar el Brasil con motivo del cuarto centenario de la muerte de su Apóstol. Su 6ferviente deseo es canonizarlo, aunque no dispensará del «milagro» (uno sólo), que se necesita, debidamente aprobado por la Santa Sede.
Es éste el éxito espiritual que deseamos a este libro. Que se conozca la santidad del misionero canario y se le invoque con el mismo fervor con que le invocaba el joven estudiante jesuita Juan Berchmans. Para eso es necesario que la devoción que le tienen el clero y el pueblo brasileño se extienda a todo el mundo hispánico. No en vano le llaman allí «el santo de las tres patrias», aludiendo a la de su origen y primera fonnación, España, a la de su ingreso en la Compañía de Jesús, Portugal, y a I¡:¡. que dedicó heróicamente los 44 años de su fecundísimo apostolado, Brasil.

Valoraciones

No hay valoraciones aún.

Sé el primero en valorar “31 José de Anchieta. Primer Mariológico español. Texto latino de sus poemas mariológicos”

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.